Quiero

Quiero irme del mundo y no ser. Me pudre la etiqueta, el partido, la anarquía informática, la catalogación permanente de todo. Viven encerrados en jaulas de pensamiento, de teorías, de ideales, de moral. Viven entre las líneas de algo que alguien escribió, algo que alguien dijo cómo hacer. Su espíritu crítico no existe. No es más que una repetición de tristes fraseos y réplicas de mentes anteriores que pensaron y afirmaron cosas. No puedo entender cómo hacen para aferrarse a algo, a una verdad absoluta, una monarquía ideológica, una única opción. Será que vivo en un constante esepticismo que duele, … Continúa leyendo Quiero

La bronca que me da *GRITANDO*

La bronca que me da cuando cruzás la vereda porque el pibe que viene caminando frente a vos está sucio pensás que te va a pedir una moneda siempre, siempre pensás que te va a pedir una moneda  o peor, que te va a robar.  La bronca que me da que te creas superior, o peor, ignores, juzgues o insultes, o me tildes de idealista o asistencialista, o peor, que me digas que tengo esperanzas en vano.  La bronca que me da que digas pichi, pastoso,pastero y no se qué más. Te pusiste a pensar, ¿en las oportunidades que tuvo … Continúa leyendo La bronca que me da *GRITANDO*

¿Por qué los hombres matan a las mujeres?

Otra teoría para entender por qué morimos cada día. Históricamente se ha hablado de “crímenes pasionales” para denominar al asesinato (mayormente) de mujeres en manos de sus parejas, ex parejas, amigos o conocidos. Se suponía que el móvil de estos crímenes era el amor (o el desamor) , los celos o el engaño. Actualmente y afortunadamente, esta denominación tan minimizadora y aberrante, ha ido cambiado. A principios de la década del 1990 y de la mano de la antropóloga mexicana Marcela Lagarde se introduce el término FEMINICIDIO para denominar a un crimen de odio perpetuado hacia la mujer, por el … Continúa leyendo ¿Por qué los hombres matan a las mujeres?

Say no more

Estaba extrañándole. Su cuerpo era lo suficientemente sensual y su mente lo suficientemente sexy como para conquistar cada uno de mis poros y cada una de mis neuronas. A veces creía que era un simple engaño, que yo era masoquista, que no quería verle ni quererle, que solo era víctima de una (y otra) leve atracción informática. A pesar de eso me gustaba imaginarme junto a él. A veces era todo lo que quería y tantas otras lo que odiaba, de todas maneras me fascinaba esa mezcla imperfecta que era. Su mirada celeste era todo lo que quería tener entre … Continúa leyendo Say no more

La Parábola de la Mano Dura

Érase una vez un pueblo muy pequeño. No contaba con más de 80 habitantes. Las calles de pedregullo y los árboles decorando las veredas, junto con las casas de colores, formaban un espacio cálido y ameno. Cierto día sucedió que al despertarse, las gentes del pueblo, descubrieron que les habían robado. Todos con gran preocupación, comenzaron a especular quién podría haber sido. A todas las familias le faltaba algo de su casa. A Juan le robaron la lamparita del frente de su casa. A María, el número de la casa. A Lourdes en cambio, le faltaba una maceta con su … Continúa leyendo La Parábola de la Mano Dura

Fantasma

Hoy he caído en la cuenta de que soy una especie de mujer fantasma. He desaparecido más de lo que he vivido realmente, y las veces que he vivido me he metido a fondo, he hecho de mí cientos de veces un despojo de errores, de locura, de arranques de pasión. No diré que no ha valido la pena, pues sería hipócrita. Sí que la ha valido, y ¡de qué manera!. Sólo que a veces me cuestiono qué hubiese pasado sí… Si hubiese perdonado en lugar de desaparecer. Hoy quizás estaría muerta en manos de mi ex. Hoy quizás estaría … Continúa leyendo Fantasma